Hay una cadena televisiva en España subvencionada al 100% y manipulada por el Gobierno que pretende sistemáticamente limpiar los errores garrafales del PSOE-PODEMOS en su gestión de la crisis del COVID-19. Hacen en periodismo lo que se llama “Noticias a la carta”, son lacayos de un poderoso Señor que es el que reparte las ayudas económicas a los medios en función de su grado de vasallaje. Hay una cadena televisiva que dice sin recato todos los días que el 70% de los españoles valora positivamente la gestión que el Gobierno está llevando a cabo con el problema del coronavirus, y silencia sistemáticamente también todos los pufos y corruptelas que salen día a día – como el de las mascarillas sin homologar, cuya jugosa comisión trincó el marido del hijo de Bono, – y así todo -… hay una cadena televisiva que contrata a unos “profesionales” de la comunicación que son abyectos pesebreros y estómagos agradecidos al servicio del Poder, los cuales, nos bombardean sin piedad día tras día, informativo tras informativo, con noticias manipuladas y falsas, “vendiéndonos la moto” de un país ideal, que simplemente no existe. Escuchándoles, parece que estemos en “Alicia en el País de las Maravillas”, cuando lo tristemente cierto es que estamos, nos guste o no, en “La Casa de los Horrores”. Bajo el slogan buenista “hay que ser positivos” esta cadena no debería ocultar la veracidad y la objetividad de las noticias, manipular la realidad, ni disfrazarla de mentiras cochinas.

 

Hace tiempo que me di cuenta que esta cadena televisiva no solamente nos quiere tomar a los españoles por tontos, sino que, además, quieren que nos lo creamos. El español, no es ningún mamarracho o mentecato al que se pueda manipular la información televisiva a su antojo, y menos por cuatro botarates de periodistas de pacotilla, en nómina de la Moncloa.

 

Esta cadena es la Sexta, y creedme si os digo que se lleva la palma de todo lo que no te enseñan en la carrera de periodismo, de todo lo que no debe ser. “A grandes males, grandes remedios”. Sugiero una solución al problema: os recomiendo borrar la sexta de la memoria del televisor. Por favor, difúndelo a tus amistades y contactos y que cada uno obre en consecuencia, según su propia y libre decisión. Con esta pandemia terrible que estamos viviendo y que nos tiene encerrados en nuestras casas, quisiera ante todo daros un mensaje de positividad, de esperanza, de cariño y apoyo. Y por supuesto, mucha fuerza para aguantar no ya tanto lo pasado, que pasado está; sino lo que nos queda por pasar. Y esto va por todos… todos mis compatriotas, independientemente de su ideología política. Yo creo que ya tenemos bastante con la incertidumbre, la preocupación, el miedo y el pavor de toda esta dura realidad surrealista y kafkiana, para que también, a pesar de nuestra ejemplar actitud de ciudadanos confinados “(#quedateencasa) incluido, tengamos que soportar a esta gentuza de la Sexta, acribillándonos día a día, mañana, tarde y noche con noticias manipuladas y falsas (fake news) como si el pueblo español fuera gilipollas.
José Luis Ortiz Miranda – Bufete Ortiz